Bolsonaro quiere matar sospechosos “como cucarachas”

El presidente brasileño defendió un proyecto de ley que impulsará en el Congreso para dar “protección jurídica” a los efectivos de las fuerzas de seguridad que utilicen armas de fuego para disparar a matar en procedimientos sin ser procesado luego. “Tienen que ser condecorados y no procesados”, afirmó el exmilitar.

 martes, 6-agosto-2019

Jair Bolsonaro quiere que policías y militares puedan matar sospechosos con armas de fuego sin ser juzgados.


Jair Messías Bolsonaro envió un paquete de leyes ‘anticrimen’ al Congreso que generaron una fuerte polémica en Brasil, especialmente por la creación de un estatuto de “exclusión de ilicitud” para aquellos efectivos de las fuerzas de seguridad que utilicen armas de fuego contra sospechosos en su accionar. La propuesta, impulsada especialmente por el ministro de Justicia y exjuez, Sergio Moro, habilita que un efectivo dispare a matar en caso de sentir “miedo, sorpresa o emoción violenta”.

Por supuesto, la medida generó el rechazo de gran parte del arco político brasileño. En un nuevo capítulo de sus manifestaciones deleznables, Bolsonaro lanzó una chocante frase al defender el punto más polémico del ‘paquete anticrimen’: “Los tipos van a morir en la calle como cucarachas. Y tiene que ser así”. De todos modos, el mandatario admitió que el proyecto “va a tener dificultades para ser aprobado, pero no hay otra alternativa”.



“Está todo desequilibrado: el delincuente tiene más derecho que el ciudadano de bien, y por eso mando un proyecto difícil de aprobar para dar una protección jurídica a la policía. En las operaciones, el personal tiene que usar la máquina que tienen en la cintura, irse a casa y al día siguiente ser condecorados, no procesados”, completó, con un discurso que remite directamente a las postura de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

En definitiva, la medida es un paraguas jurídico para legalizar el gatillo fácil, por el cual un efectivo solo tiene que decir luego que se sintió atemorizado para justificar un asesinato policial. La ley habilitaría este accionar tanto para las fuerzas de seguridad como para las fuerzas militares, que Bolsonaro quiere sacar a la calle en las ciudades del país carioca.