Dujovne en su realidad paralela

El anuncio del desembolso de fondos del FMI, hecho por el propio Macri, no funcionó, y los mercados le respondieron con un dólar a $34,54. Dujovne miraba otra película y consideró que "la incertidumbre va bajando". También dijo que hay que "erradicar" el déficit: el adelanto del Fondo viene con más ajuste.

 jueves, 30-agosto-2018

Dujovne usó el verbo "erradicar" el déficit. Eso es más recorte del previsto.


2,34 pesos subió el dólar ayer, en una sola jornada, y cerró a 34,54. Mauricio Macri había dado temprano un mensaje breve y desangelado (muy delarruizado) anunciando que el FMI había aceptado adelantar desembolsos del año próximo para que el país pueda cumplir con compromisos de éste. Fue como nafta al fuego, pero inmerso en una realidad paralela, el ministro Nicolás Dujovne, ex panelista de TN, salió a decir que “la incertidumbre va bajando” y que “cree que no hay motivos para que subsista”.

Vaya a saber a quién se lo dijo, el ministro, porque los mercados no lo oyeron. Y en las encuestas de opinión pública se palpa que la población tiene, más que incertidumbre, angustia.

Para Dujovne, la incertidumbre (del mercado) está enraizada en déficit fiscal y por eso mandó un mensaje que busca ser “tranquilizador” para el mercado pero que es dramático para los argentinos, porque implica más ajuste: “Tenemos que erradicar definitivamente el déficit fiscal. Vamos a ir lo más rápido que se pueda pero entendemos que hay que tener un diálogo constructivo con la oposición”.

Un rato antes de las palabras de Dujovne, el FMI había enviado un mensaje de apoyo al Gobierno y a Macri en particular, cuyos efectos sobre la “confianza” se verán en la rueda de hoy.

El gobierno se comprometió ante el FMI a un rojo fiscal del 2,7% en 2018 y del 1,3% para el 2019. Implica bajar, pero no “erradicar” el déficit, como ahora señala Dujovne. No hizo falta que lo aclarara: el adelanto del FMI viene con más requisititos de ajuste.