Energía para el que tiene y puede

Aranguren afirmó que a los argentinos nos gusta que nos mientan , pero que la energía no es un derecho, sino un servicio caro que se paga. Mientras, cada tarifazo sume a más argentinos en la pobreza energética.

 miércoles, 6-febrero-2019

Aranguren, el CEO de Shell y ex ministro Macri que dice que hemos sido engañados sobre el costo de la energía.


El ex ministro de Energía Juan José Aranguren dijo que el acceso a la energía no es un derecho humano, que hay que pagar caros los servicios porque la energía es escasa, defendió los tarifazos que él mismo y sus sucesores implementaron desde 2016, y agregó que “a veces a los argentinos nos gusta la frase ‘mentime que me gusta'”. Además, el CEO de Shell devenido en ministro de Mauricio Macri (hoy ex ministro) mintió al asegurar que las empresas de energía eléctrica y gas están invirtiendo. Cabe destacar que el empresario hizo estas declaraciones en un ambiente climatizado cómodamente con aire acondicionado como es el estudio donde se graba el programa Info+ de LN+.

Mientras los tarifazos no dan tregua a los argentinos (acaba de aumentar la energía eléctrica y ya está en marcha otro nuevo incremento de gas), Aranguren consideró que “hemos vivido con una realidad de que el servicio energético es gratuito”.

“Ahora hay inversión genuina”, mintió Aranguren para justificar los tarifazos y mientras más de 100 mil porteños sufrieron cortes de luz durante la última ola de calor del verano. Luego, para desmentir al peronista Felipe Solá, quien dijo que la energía es un derecho humano, afirmó: “El mayor derecho humano que se le puede dar a una persona es la posibilidad de tener trabajo”. Claro que su Gobierno, lejos de incrementar el empleo y construir puestos de trabajo, los destruyó.

Aranguren aseguró que, de cara a las elecciones presidenciales, el gobierno espera que los tarifazos se transformen “en calidad de servicio”. En un extraño análisis, afirmó: “El tiempo en que se transforme en calidad de servicio es lo que ahora estamos esperando, porque cada cual ve en su bolsillo el impacto del costo de la tarifa. El Gobierno está tratando de normalizar los mercados y la gente va a elegir si esto es lo que prefiere o si elige que le mientan porque le gusta”.

La Pobreza Energética se define como la situación que sufren los hogares que son incapaces de pagar los servicios mínimos de energía que satisfagan sus necesidades domésticas básicas o que se ven obligados a destinar una parte excesiva de sus ingresos a pagar las facturas energéticas de sus viviendas. En Europa se calcula que el 8% de la población sufre pobreza energética, que se advierte en la imposibilidad de calentar el hogar en los climas invernales. La pregunta es qué porcentaje de la población argentina cayó en pobreza energética como consecuencia de los tarifazos.