“Hay un sector que es responsable de boicotear las medidas de salud pública en la Argentina”

Ernesto Resnik destacó el avance de la vacunación en Argentina y recordó que batió récord mundial durante los últimos días. El biólogo molecular lamentó la campaña de desconfianza que buscó erosionar todas las medidas de salud pública con fines políticos y electorales y que dio como resultado un gran porcentaje de personas con escepticismo, desinterés y miedo a la inoculación.

 lunes, 12-julio-2021

Ernesto Resnik insistió en la importancia de la vacunación para terminar con la pandemia, pero recordó que hay países que todavía no han recibido ni una dosis.


Desde el inicio de la pandemia, distintos sectores políticos vinculados a Juntos por el Cambio y a grupos mediáticos hegemónicos – férreos defensores de la República – se dedicaron a instalar la idea de que Argentina es “la peor de todas” con relación al manejo de la pandemia. Sin embargo, los datos y estadísticas que indican lo contrario.

“La semana pasada Argentina batió el récord de vacunación en el mundo”, destacó el biólogo molecular Ernesto Resnik. La información fue publicada en el sitio Our World in Data en donde se remarcó que nuestro país superó a Italia, Francia, China y Alemania en la cantidad de vacunas aplicadas cada 100 habitantes durante los últimos días.

Si bien la aceleración en el ritmo de inoculación no significa por sí misma la solución a la pandemia, permite recuperar la esperanza y pensar que “la cosa va a ir mejorando”. Sin embargo, la campaña de desconfianza que vienen perpetrando algunos sectores hizo mella en un porcentaje de la población que todavía no se inscribió para vacunarse o directamente no lo va a hacer.

Para el científico, la razón que motivó el desánimo es puramente política. “Lamentablemente hay un sector político que tiene un conflicto de interés con la solución de la pandemia: les parece que todo lo que salga bien son votos para el oficialismo, entonces no tienen ningún problema en boicotear y erosionar las medidas de salud pública”, sostuvo en diálogo con Nada del Otro Mundo.

“Ahora cuentan los muertos como si fuera un símbolo de lo mal que se hizo todo, cuando en realidad es un signo de lo dificultoso que se hizo todo”, indicó el reconocido inmunólogo.

Mezclar y distribuir mejor

Consultado acerca de la combinación de vacunas, Ernesto Resnik consideró que es una alternativa científica que no debemos dejar pasar. “Nunca nos vacunamos con tantas opciones en el mundo”, advirtió. “Además de ayudar a la flexibilidad de los operativos de vacunación, la mezcla de vacunas es seguramente mejor que dar dos dosis de una misma vacuna en cuanto a la creación de inmunidad”, evaluó.

Por otro lado, volvió a insistir en que todas las vacunas son seguras y están demostrando ser eficaces frente a las variantes de la covid-19. No obstante, opinó que es fundamental que las dosis lleguen a todos los países. “Hay que lograr que las vacunas lleguen a todo el mundo y resolver el problema del acaparamiento”, precisó el biotecnólogo. “Ahora Pfizer está proponiendo en EEUU una tercera dosis, algo totalmente innecesario cuando hay todo un continente sin vacunarse. Pero los negocios son negocios”, finalizó.