Infinita tristeza

9
agosto
2022

Infinita tristeza

La salud mental no tiene quien la cuide.

Desde el gremio UTS denunciaron la superpoblación que existe en el Hospital Neuropsiquiátrico, las condiciones insalubres que padecen los pacientes y la falta de personal.

En los últimos días se registró un brote de covid que afectó a más de la mitad de las personas que permanecen internadas en la institución.

Una desprotección total

El Hospital Neuropsiquiátrico de barrio Juniors es una bomba de tiempo.

Los problemas edilicios, la superpoblación, las condiciones insalubres y la falta de personal son algunos de los reclamos que vienen realizando sus trabajadores.

Desde el gremio UTS, denunciaron que la semana pasada hubo un brote de covid que afectó a más de 20 personas que se encontraban internadas y/o realizando tratamiento en la institución.

Se contagiaron la mitad de los pacientes

En diálogo con Al Revés, la delegada Lorena Páez consideró que la situación que atraviesa el Neuro es “extrema” y adjudicó – parte del brote – al nivel de hacinamiento que existe en el nosocomio.

“Han puesto 3 camas en lugares que son para 2 personas”

Lorena Páez, enfermera y delegada de UTS

La enfermera también explicó que muchos consultorios fueron convertidos en espacios de internación y que hay un solo baño para las 35 personas que residen en el internado.

En ese sentido, Gastón Vacchiani secretario general de UTS – indicó que está todo muy desbordado y que, luego del cierre del IPAD, se agregaron más de 10 camas improvisadas en distintos sectores.

“Hay 2 enfermeras para 30 pacientes, cuando lo que corresponde es una enfermera cada 8”

Gastón Vacchiani, secretario general de UTS

Sumado a esto, hay 4 habitaciones que no tienen luz y, hasta hace unos días, no tenían agua.

...
Foto: Gentileza UTS

A la deriva

No solo los pacientes sufren la vulneración de sus derechos.

Los trabajadores también son víctimas de la desprotección estatal.

De acuerdo a lo que consignó la delegada Páez, hay muchos compañeros con carpetas médicas producto del estrés y las pésimas condiciones laborales en las que se encuentran.

La falta de personal y la precarización constituyen un combo explosivo para la salud de los enfermeros y médicos que desempeñan sus tareas en la institución.

“Hacen falta 15 enfermeros más”

Lorena Páez

Como la mayoría del personal es contratado o monotributista, se transforman en un blanco fácil para el hostigamiento e intimidaciones cuando quieren participar de reclamos.

A su vez, la situación de insalubridad contribuye a que ocurran episodios que ponen en jaque la integridad física y psicológica de los trabajadores.

Al convivir con personas que sufren trastornos psicóticos y problemas de consumo problemático, los trabajadores tienen miedo de ser agredidos por los pacientes.

Se sienten desprotegidos

Mientras tanto, nadie se hace cargo de los múltiples problemas y hacen oídos sordos a las notas presentadas por el gremio.

...
Foto: La Poderosa

 Temas 

6
octubre
2022

 Temas 

5
octubre
2022