La ciencia tiene sus 10 puntos sin mirar a las urnas

Marina Simian, la científica que fue a “¿Quién quiere ser millonario?”, se reunió con Macri y le entregó una lista con puntos urgentes que hay que resolver en el sector. Al final, el presidente debió sentarse a consensuar con el sector menos esperado y lejos de las pretensiones electoralistas con las que convocó a sectores de la oposición.

 viernes, 10-mayo-2019

Mauricio Macri hizo lo mismo que con el albañil que le gritó "hagan algo": buscar reunirse y conseguir mostrarse conciliador y cercano. Simian le dio una lista de reclamos urgentes.


Fue uno de los temas que se coló en la agenda esta semana de forma inesperada. Marina Simian fue a un programa de TV, ganó 500 mil pesos y contó que los usaría para financiar su investigación en tratamientos contra el cáncer, ya que el Gobierno no estaba cumpliendo con sus obligaciones. Tal como hizo con el albañil que le dijo “hagan algo”, el presidente buscó contacto con la protagonista y hoy se reunieron en Casa Rosada.

Allí, Simian le entregó al presidente una serie de puntos para lograr un consenso entre el Gobierno y los científicos, ya que algunos de ellos revisten carácter de urgencia. Es paradójico que esto suceda justo cuando el Gobierno le envía a la posición un listado de 10 puntos para subir a esos sectores al tren del ajuste.

El servicio de comunicación de Presidencia de la Nación, que envía varios mails con fotos, resúmenes y transcripciones taquigráficas de los discursos presidenciales, apenas envió un escueto mail informando que la reunión se había realizado, aunque sin dar ningún detalle. Quien sí reveló qué temas se trataron fue la propia Simian a través de su cuenta de Twitter.

Simian calificó la reunión como “muy buena” y dijo que el presidente le prometió dar resolución “a corto plazo” a algunos de los reclamos. La investigadora de Conicet realizó los siguientes reclamos:

1. Eliminación de los impuestos de importación y puerta-puerta para reactivos de investigación.

2. Pago en tiempo y forma de los subsidios adjudicados.

3. Recomposición salarial.

4. Simplificación de los manejos de subsidios del exterior como los GSK.

5. Incorporación de los Dres. Alberto Kornblihtt y Mario Pecheny –es quien debía reemplazar a Dora Barrancos, quien renunció por la demora en el nombramiento- al directorio de Conicet.

6. Mejorar la comunicación con la comunidad científica.

“Los primeros cuatro puntos hay que resolverlos ya, de inmediato. El Presidente me dio su apoyo y haré todo lo posible para que se produzcan los cambios. Los mantendré informados”, prometió Simian. El punto número 5 hace referencia al nombramiento de Mario Pecheny, que es quien debía reemplazar a Dora Barrancos. Por la demora en su designación, la socióloga e historiadora decidió pegar el portazo, justo cuando el caso de Simian estaba en todos los medios. Sobre el último punto, la ganadora de los 500 mil pesos reveló: “Le expliqué (a Macri) que nadie nos habla”.

Por último, Simian agregó el pedido de: actualizar los montos de los subsidios, establecer un buen mecanismo de patentamiento/transferencia tecnológica, agilizar y rediseñar los procesos de evaluación de la Secretaría y el Conicet.

La reunión duró 25 minutos y el devaluado secretario de Ciencia y Técnica, el exministro Lino Barañao, brilló por su ausencia. Tampoco estuvo el subsecretario Jorge Aguado, que le dijo a Infobae: “Es mentira que estamos recortando”.