suscripcion alreves.net.ar
Darío Gomez Pucheta

Dr. en Adm. y Políticas Públicas.

columnista alreves.net.ar

La Córdoba del Orden ¿y la planificación ordenada?

 

En la Ciudad de Córdoba la sociedad se construye por una serie de imaginarios que se materializan en maneras de pensar, decir, actuar y proyectar la vida urbana y por tanto, la ciudad.

Si se hace un recorrido genealógico de los discursos de gobernantes por la historia de Córdoba, se puede observar una recurrencia constante en la idea de ordenar ¿pero existe una sola manera de ordenar? Sin duda, planificar es una manera de ordenar lo que se pretende hacer.

El actual intendente Martín Llaryora afirmo al momento de asumir su función que, el objetivo al que apuesta esta gestión es, la “planificación ordenada”(1). En el libro “Córdoba y el Derecho a la Ciudad” ¿Quién tiene el poder?(2), rastreamos como ese imaginario de Orden se asocia con lo que Cesar Tcach(3) caracteriza con el mito identitario de la “Córdoba de las campanas”. Este se referencia parcial o de manera plena en una porción de la sociedad cordobesa con posiciones conservadoras relacionadas con la Córdoba colonial influenciada por antiguas posiciones de la Iglesia Católica, lo que popularmente se conoce con la “Sagrada familia” ligada a la alta sociedad de la ciudad, vinculada con la preservación de puestos en la justicia, en los claustros universitarios, la idea de disciplina castrense fortalecida en la última dictadura cívico-militar y con la correspondencia discursiva en las principales empresas mediáticas de la ciudad.

El exintendente Ramón J. Mestre predecesor de Martín Llaryora, utilizó como primera consigna de gobierno el “Orden”. Se invitó a la ciudadanía a “ordenarse”, “ponerse en orden”, se asoció marketineramente la palabra Orden con trabajo (trabajando y ordenando, decía una de las consignas). La sociedad cordobesa valoró negativamente el “orden” que intento la UCR macrista, dándole el triunfo electoral a Hacemos por Córdoba, quien parece continuar en el misma línea.

El actual intendente, candidato por la nueva denominación de la alianza Unión por Córdoba, que tiene su origen el 20 de diciembre de 1998, del frente conformado por el Partido Justicialista, la Ucedé, a la Acción para el Cambio (Apec) y al Partido Demócrata Cristiano que llevaron como candidatos a José Manuel De la Sota como gobernador y a German Kammerath como intendente de la capital cordobesa. La noche de esa jornada en la celebración, los candidatos electos se mostraron junto al ex presidente Carlos S. Menem en el cabildo de la ciudad ante todos los canales de televisión nacional y provincial.

El espacio político que llevó a la intendencia a Martín Llaryora, fue acusado por fraude en el 2007(4) por quien fue su principal contrincante: Luis Juez, en esa oportunidad éste disputó la gobernación provincial frente al actual gobernador. A su vez, fue aliado de Cambiemos con su partido junto a la Ucedé y la Unión Cívica Radical en el 2017 apoyando la gestión de Mauricio Macri (como también lo fue el actual gobernador Schiaretti, de una manera menos explícita (5)). Lo que asocia a las principales fuerzas electorales en el mismo imaginario descripto y/o en el mejor de los casos diferenciándose por matices.

A seis meses de asumir la Intendencia en el colegio San Antonio de Padua de barrio San Vicente (todo un símbolo de la Córdoba del Orden) el intendente mostró como hechos de su idea de gestión, una reunión con Luis Juez días antes de la jura(6), manifestando que para terminar con las grietas es necesario dialogar. A los pocos días, el oficialismo aprobó un paquete de más de 40 ordenanzas, entre las que se encontraba un aumento tarifario del 53% que traía aprobación en primera lectura del gobierno saliente(7), retiros voluntarios, contrataciones precarias y pagos no remunerativos por parte del Estado Municipal a sus empleados. Ya con la cuarentena decretada por el gobierno nacional y la adhesión del municipio por la pandemia mundial que aun sufrimos, sorpresivamente Hacemos por Córdoba con su mayoría en el Concejo Deliberante (sin diálogo, ni acuerdos previos) modificó el Estatuto del Empleado Municipal, aprovechando la desigualdad del aislamiento social preventivo y obligatorio decretado por la misma gobierno, abriendo un fuerte conflicto con el sindicato de municipales (SUOEM).

Todo gobierno debería tener un plan, planificar su gestión. Llaryora tuvo siete meses de transición (la más larga desde 1983) pero la mayoría de les cordobeses desconocemos cual es la “Planificación ordenada”. El orden en nuestra sociedad, corresponde con un imaginario que tiene una fuerte referencia en el disciplinamiento de les ciudadanes que no se ajustan al orden que imaginan quienes gobiernan, así fue en la fundación de la ciudad donde los “pobleros” castigaban a los comechingones y los desplazaban por las márgenes del río Suquía hacía el noroeste; así fue en la Docta ciudad de Córdoba y por eso los jóvenes estudiantes se sublevaron democratizando la universidad y reivindicando la ciencia frente a la Córdoba colonial, católica y conservadora en 1918; también fue en el Córdobazo, cuando trabajadores de la Córdoba industrial tomaron la ciudad para que se respeten sus derechos, en un conflicto que comenzó por la demanda del “sábado inglés” y las “quitas zonales”, derivando en una pueblada histórica que precipito la decadencia de la dictadura de Juan Carlos Onganía.

El gobierno de Ramón J. Mestre inauguro ese imaginario poniéndolo en palabras, partiendo desde un consenso tácito entre las fuerzas partidarias representadas en el Concejo Deliberante (entre las que estaba el actual oficialismo y sus aliados), Llaryora parece perseverar en la misma idea.

¿Cuál es el plan? ¿Qué es planificación ordenada? ¿Quiénes están planificando y quiénes están incluidos en esa planificación? ¿Un orden planificado mediante el diálogo no debería incluir a todes les actores sociales, especialmente a los directamente afectados? ¿Una ciudad ordenada no debería partir de la diversidad de intereses y necesidades sociales para poder planificar colectivamente?

La planificación ordenada a la que hizo referencia el Intendente al asumir, continúa siendo vertical y elitista, sigue dentro del imaginario conservador, desconociendo a los cordobeses del imaginario reformista o democrático y aún más a los que se referencian en las luchas obrero estudiantiles y de los sectores populares. La planificación ordenada busca la subordinación de hasta los trabajadores municipales que gozaban con derechos laborales conquistados colectivamente, y es inclusiva de unos pocos que por su vulnerabilidad socioeconómica deben aceptar precariedad laboral y subordinación a cambio de una esperanza.

La reorganización(8) o el reordenamiento(9) (términos que nos recuerdan los años más oscuros de nuestro País), tiene una planificación en la que solo son bien recibidos quien acatan las ordenes de la autoridad en un diálogo desde la inferioridad; la pregunta es ¿qué harán quienes no aceptan el orden de Hacemos por Córdoba? La sola posibilidad de la pregunta posibilita afirmar que la planificación no se ajustará al orden de quienes gobiernan Córdoba desde hace décadas.

Notas:

1- Llaryora: “Córdoba está bajo una profunda decadencia pero la pondremos de pie” . Ver informe
2- Gómez Pucheta, D. (2020) Córdoba y el Derecho a la Ciudad ¿Quién tiene el poder? Ed. Brujas. Córdoba. En el libro de reciente publicación desarrollamos el imaginario de la Córdoba del orden y su recurrencia.
3- Tcach, Cesar. Coord. (2010)Córdoba Bicentenaria. Claves de su historia contemporánea. Centro de Estudios Avanzados. Ed. Universidad Nacional de Córdoba.
4- LA PELEA ELECTORAL : REÑIDA ELECCION DE GOBERNADOR
Córdoba: Schiaretti se impuso por poco y Juez denunció fraude. . Ver informe
5- Schiaretti apoya a Macri pero busca que no se note . Ver informe
6- Martín Llaryora: “En Córdoba ya estamos en emergencia económica” . Ver informe
7- El Impuesto Inmobiliario Urbano en Córdoba tendrá subas de hasta el 53% . Ver informe
8- Tras el ajuste, Llaryora inicia reorganización del municipio. . Ver informe
9- La municipalidad habla de reordenamiento en educación. . Ver informe

NOTICIAS MÁS RELEVANTES