La Libertad no se remata

Desde el Movimiento Campesino de Córdoba advierten por el remate del campo comunitario La Libertad, ubicado al borde de las Salinas Grandes. Su antiguo dueño, que lo abandonó hace décadas, ahora lo puso como parte de pago a un grupo de abogados, pero los campesinos argumentan que ellos tienen registro de posesión desde hace 20 años.

 miércoles, 22-mayo-2019

"Estado de ocupación: ocupado por quienes dicen ser poseedores", admite el edicto con el que el terreno sale a remate.


Mañana, la Justicia de Córdoba puede bajar el martillo en el remate del terreno donde funciona el campo comunitario La Libertad, donde viven y tienen su producción 35 familias. El lote a rematar mañana –a las 10 de la mañana, en Tribunales I-, es una parte de las 15 mil hectáreas del total del campo comunitario y desde el Movimiento Campesino de Córdoba organizaron una manifestación frente al palacio judicial en rechazo a esta medida.

Otra porción del campo, ubicado en el departamento Ischilín, cerca del límite con Cruz del Eje y al borde de las Salinas Grandes, ya fue rematada hace más de cuatro años. “Ahora, el campo está saliendo a remate porque la persona que tiene el título, que hace 50 años abandonó el campo, no lo usa ni quiere saber nada con él, pero contrajo una deuda con un grupo de abogados y les quiere pagar con el campo”, indicó Mario Bárcena, uno de los habitantes del lugar.

“Nosotros vivimos ahí, hemos nacido ahí. Tenemos registro de poseedores desde hace 20 años. La comunidad esta compuesta por 35 familias. Si se remata, las familias afectadas son unas 20, que vivimos de la producción que hacemos en el campo: cabritos, leña, miel, todos los derivados de la cabra, aves de corral”, indicó Bárcena.

Los campesinos estuvieron le reclamaron al Gobierno provincial que compre el terreno en el remate para luego hacer un acuerdo con ellos. “Estamos dispuestos a hacer un convenio a 10, 15 ó 20 años y devolver ese dinero con producción campesina”, indicó Bárcena. De todos modos, en las últimas horas, las familias ya recibieron el adelanto de que la respuesta oficial será negativa. El referente de los campesinos pidió mayor sensibilidad a la Provincia: “No somos el campesinado que cosecha para exportar ni tenemos 4×4. Estamos esperando una vez más que el Gobierno se haga cargo”.

“La comunidad está organizada, está fuerte. SI alguien compra ese remate, va a comprar un problema. Tengo 57 años de vida y desde siempre ocupamos esos campos. Nosotros somos los verdaderos dueños de la tierra. No queremos que nadie interfiera en nuestra paz y nuestra producción”, concluyó Bárcena.