León con navaja

El nuevo presidente de Aerolíneas Argentinas, Luis Malvido, dio una conferencia tiempo atrás en la que dejó una frase increíble referida al rol de un nuevo CEO cuando llega a una empresa: “Cuando un león joven le gana al león macho lo primero que hace es matar a toda la cría”. Contó que cuando trabajó en Venezuela, “veinte directores y vicepresidentes volaron la primera semana”.

 miércoles, 1-agosto-2018

El 'león" Luis Malvido: nuevo presidente de Aerolíneas Argentinas y cultor de la ley de la selva.


La conferencia se centraba en el rol del CEO en su puesto y Luis Malvido, flamante presidente de Aerolíneas Argentinas, era quien exponía. Allí, este ejecutivo con experiencia en distintas empresas multinacionales se despachó con unos conceptos que hacen temblar a quienes están en la aerolínea de bandera. Según Malvido, cuando llegaba a una empresa lo que hacía era “detectar rápidamente quién iba a seguir y quién no” y que una persona, aunque sea “el más capaz, si no está comprometido no sigue, desaparece”.

Para graficar este pensamiento, Malvido recordó su paso por un país extranjero: “Cuando llegué a Venezuela, veinte directores y vicepresidentes volaron la primera semana. Pero a partir de ahí todo el mundo sabía quién mandaba”.



Para completar, el actual presidente de AA apeló crudo y sin rodeos a la ley de la selva: “En la naturaleza ocurre que cuando un león joven le gana al león macho lo primero que hace es matar a toda la cria. Y en las empresas eso pasa. Y si no pasa, explota. Porque siempre habrá conspiraciones por detrás que harán que la historia se caiga”. Luego, con una mueca sobradora, aseguró que tal vez era un pensamiento “demasiado práctico, demasiado rudo”.

Acto seguido, relató lo sucedido cuando era CEO de Telefónica una semana antes del ‘corralito’. Malvido elogió su decisión de echar al 30 por ciento de la compañía. “No hay nada que movilice más a una compañía que: ‘Estamos nosotros aquí, depende de nosotros, nadie va a venir a salvarnos’”.

Malvido cuenta con una trayectoria que lo ubica como fiel representante de la CEOcracia. Es un ejecutivo que estudió ingeniería industrial y trabajó en Venezuela, Brasil y República Checa, siempre de la mano de la empresa Telefónica. Fue encargado de la compañía española Telefónica para toda la región sudamericana. Ahora se suma a la función pública como presidente de Aerolíneas Argentinas con esta conferencia como antecedente, con conceptos que asustan.