Los esenciales son invisibles a los ojos

Cerca de 300 trabajadores de la salud de toda la provincia de Córdoba están contagiados de coronavirus y el 80% pertenecen a la Capital. Desde la Unión de Trabajadores de la Salud aclararon que las terapias intensivas no son solamente “camas y respiradores”, sino que es todo el personal: cada paciente positivo de Covid-19 es atendido, como mínimo, por diez profesionales. “Si se sigue infectando la gente, no vamos a dar a basto”, advirtieron.

 viernes, 4-septiembre-2020

Desde UTS aseguraron que ya son 300 los trabajadores de la salud de la provincia de Córdoba infectados por coronavirus y manifestaron su preocupación por la posibilidad de que aumenten los casos entre el personal sanitario.


En dos meses, la provincia de Córdoba pasó de tener un promedio de 10 casos positivos de coronavirus, a registrar alrededor de 400 contagios diarios comenzado el mes de septiembre. A pesar de que el ministro de Salud, Diego Cardozo, admitió que “la situación del Covid-19 se complica cada vez más”, esta semana el gobierno provincial habilitó, bajo protocolo, el funcionamiento de los patios de comidas en los shoppings y hoy anunció el regreso de las reuniones familiares de hasta 10 personas, una vez por semana a partir del próximo domingo.

Teniendo en cuenta el complicado momento que atraviesan los sistemas sanitarios de provincias como Buenos Aires y Jujuy, la Unión de Trabajadores de la Salud de Córdoba alertó que ya son cerca de 300 los empleados que están infectados por coronavirus y que el 80% pertenece a la ciudad Capital. “Hace 20 días atrás, eran 80 contagiados. En 10 días pasaron a ser 180. La semana pasada teníamos más de 260. Y ahora estamos llegando a los 300”, aseguró Estela Giménez, secretaria adjunta del gremio. “Si se nos sigue contaminando la gente, vamos a tener que atender al paciente como se pueda. Y eso es a lo que nadie quiere llegar”, sostuvo a Al Revés.

En ese sentido, explicó que son trabajadores que se desempeñan en distintas áreas de la salud – no sólo terapistas – debido a que los pacientes críticos de Covid-19 atraviesan distintos estadios. “Una persona que está en terapia intensiva, por día, es atendido aproximadamente por 10 profesionales: tres enfermeros – como mínimo -, dos médicos, los especialistas, kinesiólogo, nutricionista, el personal de laboratorio y el de rayos”. Si bien las autoridades sanitarias provinciales hablan de un nivel de ocupación de camas del 20,8%, los representantes sindicales advirtieron que el saturación del sistema no se mide solamente por la cantidad de “camas y respiradores”, sino que tiene que estar “todo el equipo humano” para que eso funcione.

Según precisó UTS, aumentó un 50% la ocupación de camas que se estaban usando para Covid-19. “Hace dos meses, el Hospital Rawson tenía de 6 a 9 pacientes en Asistencia Respiratoria Mecánica (ARM) y ahora es una constante tener de 14 a 19”, comparó la dirigente gremial. Además, evaluó que quizás no sean suficientes los Equipos de Protección Personal con los que cuentan para poder continuar trabajando con menos riesgos. “Los lugares de trabajo son pequeños, los trabajadores están incómodos y preocupados”, finalizó.