Misión posible

Alberto Fernández y Martín Guzmán presentaron un plan de pago de la deuda bajo ley extranjera y ofrecieron hacerlo con tres años de gracia y una quita del 62% de los intereses.

 viernes, 17-abril-2020

Alberto Fernández definió junto al ministro de Economía Martín Guzmán un plan de pago posible de la deuda bajo ley extranjera.


El gobierno argentino presentó ayer la oferta para pagar la deuda con bonistas, contraída bajo ley extranjera y por un total de u$s66.238 millones, de los cuales 17 títulos y u$s41.548 millones se contrajeron durante los cuatro años de la gestión de Mauricio Macri. El plan diseñado por la cartera económica que coordina Martín Guzmán, propone un ajuste de los intereses, recorte de capital y un período de gracia antes del comienzo de los pagos.

El presidente Alberto Fernández, junto a Guzmán, Cristina Fernández de Kirchner, Horacio Rodríguez Larreta y gobernadores de todo el país, realizó la presentación del canje de deuda en una conferencia virutal desde la Quinta de Olivos, y solició una quita del 5,4% del capital total de la deuda, además de una reducción del 62% de los intereses, todo lo cual comenzaría a pagarse en el año 2023.

Según explicó Guzmán, las tasas crecerán de manera paulatina, “pero hasta niveles que son sostenibles”, y agregó que “aún no se ha llegado a un entendimiento común entre Argentina y los bonistas sobre qué es sostenible” porque los bonistas solicitan un mayor ajuste fiscal en el Estado. Guzmán dijo que “eso destruiría las oportunidades de millones de personas”m por lo cual no será un punto negociable del acuerdo.

El volumen de deuda que se priorizó negociar está compuesto por 21 bonos en dólares, euros y francos suizos por un total de 66.238 millones de dólares y, en caso de que los acreedores acepten el período de gracia, la propuesta implicaría un ahorro potencial en pagos de deuda de u$s4.500 millones para 2020 y de u$s34.100 millones para los próximos cinco años.