Ni para los remedios

La inflación de los medicamentos casi triplicó al promedio de 3,1% que informó el Indec y entre mayo de 2015 y mayo de 2019 el incremento fue de 314%. Los jubilados son el sector al que más golpea y el panorama no anuncia mejoras sino más ajuste.

 Martes, 25-junio-2019

Los medicamentos fueron el rubro que más aumentos tuvo en mayo, con un 8,6%, mientras que el promedio del total de los productos fue del 3,1%.


El desglose de los índices de la inflación desnudan una crisis más profunda de lo que describen los números. Entre esas variables, los medicamentos aparecen en el tope de la lista de los productos más afectados por los aumentos y en mayo las subas alcanzaron un promedio de 8,6%, casi el triple del 3,1% que anunció el Indec para el promedio de los productos y servicios en la Argentina.

El universo paralelo de este indicador son las personas que necesitan consumirlos y el de los jubilados es el segmento más golpeado por las subas. Mientras los registros de oferta y demanda hablan de una retracción del 12% solo en mayo, con un 36% de aumentos acumulados desde el 1° de enero.

El informe mensual del Centro de Economía Política Argentina (CEPA) agrega otra variable y explica que los 50 principales medicamentos subieron un 4,2% en mayo y de ese grupo, los 10 que más aumentaron lo hicieron entre el 7,9% y 9,2%.

Si el análisis se extiende a lo que va de la gestión de Cambiemos, entre mayo de 2015 y el mismo período de 2019, los aumentos de los remedios alcanzó el 314% y los esenciales alcanzaron subas de hasta 784%, mientras que las jubilaciones se incrementaron en un 172% en los últimos cuatro años.

Al escenario de aumentos y caída del consumo se suma el cierre continuado de farmacias, que hasta el mes pasado alcanzaba una cifra de 61 negocios y la pérdida de 700 puestos de trabajo en el sector, según datos del Sindicato Argentino de Farmacéuticos y Bioquímicos.