Primera parada en el juicio a De Vido

Culminó la audiencia en la que el actual diputado nacional y ex ministro de Planificación está siendo juzgado por la tragedia de Once, que costó la vida de 52 personas el 22 de febrero de 2012. Lo acusan de los delitos de estrago culposo agravado y administración fraudulenta, que pueden ser castigados hasta con 11 años de prisión.

 miércoles, 27-septiembre-2017

Un mes antes de las elecciones, comenzó el juicio a De Vido por la Tragedia de Once.


La acusación contra Julio De Vido es porque la fiscalía entiende que el ex funcionario tendría que haber controlado las concesiones de Trenes de Buenos Aires (TBA) y que esa negligencia ocasionó el choque que mató a 52 personas el 22 de febrero de 2012.

Con gran despliegue mediático, quien fuera uno de los hombres más influyentes durante los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, compareció hoy ante el Tribunal Oral Federal 4 de Comodoro Py, en medio de un exagerado operativo de seguridad y gran expectativa por los familiares de las víctimas, que portaban carteles pidiendo justicia.

De Vido estuvo acompañado por sus abogados defensores, Maximiliano Rusconi y Gabriel Palmeiro, y en esta primera audiencia se escuchó la lectura del requerimiento de elevación a juicio oral que en su momento había hecho el fiscal federal Ramiro González.

Con un tribunal conformado por los jueces Pablo Daniel Bertuzzi, Néstor Guillermo Costabel y María Gabriela López Iñíguez, las audiencias se retomarán el próximo miércoles, cuando las partes presentes sus planteos preliminares.

La familia de Lucas Menghini, emblema de la búsqueda de justicia por la tragedia de Once, estuvo presente en Comodoro Py y el papá de Lucas, Paolo Mengnhini, señaló que “espera un juicio honesto y en el marco de la ley, ya que nuestra expectativa es que comience un juicio totalmente transparente y ajustado al derecho, con todas las garantías para los procesados”.