Hacete amigo del fiscal

Eduardo Casal, el reemplazante de Gils Carbó, se metió de lleno en la causa de los aportantes truchos de Cambiemos en la campaña de provincia de Buenos Aires. Sacó a un fiscal de perfil independiente y puso a otro más cercano. Y lo hizo sin pudor, el mismo día que el juez electoral remitió el expediente al funcionario ahora desplazado.

 jueves, 2-agosto-2018

Pese al operativo "ninguneo" de la investigación de Amorin, en ámbitos judiciales se mueven para proteger a Vidal.


Eduardo Casal, el procurador general interino elegido por el Gobierno para reemplazar a Alejandra Gils Carbó, le sacó al fiscal del Juzgado Federal N° 1 de La Plata, Hernán Schapiro, la investigacion del escándalo de los aportantes truchos a la campaña de Cambiemos en provincia de Buenos Aires que tiene en el foco a María Eugenia Vidal. Y lo cambió por un fiscal que viene resolviendo a favor del Gobierno nacional.

“Considero conveniente que el doctor Schapiro, en razón de la instancia propia de su magistratura, quede interinamente a cargo de la Fiscalía N° 2 ante los Tribunales Orales Federales de La Plata”, escribió Casal. También lo nombró Coordinador de la Unidad Fiscal de Lesa Humanidad de La Plata. Justo ahora se le ocurrió promoverlo. Casal tiene antecedentes de esta índole: impulsó el apartamiento de Juan Pedro Zoni, el fiscal que imputó a Macri y su familia por el intento de autoperdornarse la millonaria deuda del Correo Argentino con el Estado.

En reemplazo de Schapiro, que era subrogante, el jefe de los fiscales designó interino a Guillermo Ferrara, titular de la Fiscalía Federal N° 2 de La Plata. Ferrara tiene en su haber resoluciones favorables al Gobierno nacional en materia de tarifazos.

El periodista Ari Lijalad dijo ayer en El Destape que Casal firmó la resolución con el cambio de destino de Schapiro el mismo día que el fiscal electoral Jorge Di Lello le remitió la investigación de Juan Amorín por los financistas truchos.