“Quienes ingresan infectados al país, tienen un 75% de posibilidades de dar negativo”

La variante Delta ya está presente en más de 90 países. Debido a su alta contagiosidad, Rodrigo Quiroga consideró fundamental mantener las restricciones en los vuelos e insistió con el cumplimiento de la cuarentena en hoteles.

 lunes, 5-julio-2021

Una vez más, el peligro reside en las personas que arriban al país desde el extranjero: la variante Delta puede aumentar exponencialmente los casos.


Cuando Europa comenzaba a relajarse, surgió la variante B.1.617.2 y provocó la aparición de la tercera ola en muchos países que ostentaban altos porcentajes de vacunación. Con una mayor capacidad de contagio, generó un brutal ascenso de casos en Reino Unido y la marcha atrás en las flexibilizaciones de las medidas de cuidado en Israel, por ejemplo.

Actualmente, la “Delta” ya está presente en más de 90 países. En nuestro continente, ya fue detectada en Brasil, Chile, Cuba, Ecuador, México, Perú y Argentina. “Prácticamente está garantizado que vamos a tener una tercera ola por Delta, pero queremos que sea lo más pequeña posible. Por eso insistimos tanto con las restricciones de los vuelos y las cuarentenas de los pasajeros en hoteles”, remarcó el bioinformático Rodrigo Quiroga.

En diálogo con Nada del Otro Mundo, el investigador de Conicet recordó que muchas veces les pasajeres no cumplen el aislamiento en sus domicilios – un 40% según datos de Migraciones – y además contagian a sus convivientes. “Las personas que ingresan al país contagiadas tienen un 75% de posibilidades de dar negativo en Ezeiza”, destacó.

En ese sentido, cuestionó la desinformación y las fake news que promueven una oposición necia a las medidas restrictivas. “Una nota del 1 de julio en Clarín decía que era ridículo que se apliquen las restricciones a las personas que vienen de Miami. A los días nos enteramos que de allí vino la persona que produjo el primer contagio por Delta”, indicó.

Quien viene siguiendo la evolución de la pandemia desde el comienzo, precisó que no cambia la tendencia de la curva cuando llegan al país pasajeres infectades con las variantes que ya circulan en el territorio. “Pero cuando ingresa una variante mucho más contagiosa, eso sí genera un aumento exponencial de casos. Reino Unido se demoró dos semanas en aplicar restricciones con India y hoy tienen 30 mil casos, cuando a principios de abril tenía 2 mil”, finalizó.