“Ya vimos que con Messi solo no se sale campeón”

Fernando “Chino” Navarro, uno de los referentes del Movimiento Evita, analizó el escenario del peronismo. Como todos, pidió la unidad, y aclaró: “No es un buen camino arrancar construyendo un frente diciendo quién no va a estar”. Manifestó que hay que hablar “con Cristina, con Massa, con Schiaretti, con todos”.

 jueves, 22-noviembre-2018

El Movimiento Evita aparece nuevamente cerca del kirchnerismo, del que estaba alejado especialmente desde 2017.


2019 parece tener reservado un rol de importancia para las organizaciones sociales. Con gran presencia de base, el Movimiento Evita –como la CTEP o Barrios de Pie- podrá plantarse con otra fuerza cuando se caliente más la arena electoral. Uno de sus referentes, Fernando “Chino” Navarro, dijo que hay que bregar por un frente opositor común: “Hay que estar todos juntos, construir una unidad electoral con un programa para poder ganarle a Macri y reconstruir la Argentina”.

Si bien muchos dirigentes de los distintos sectores opositores –específicamente del peronismo- vienen planteando esta idea, los matices definen la real apertura a la que están dispuestos. La variable principal es la eventual negativa de Massa a estar bajo el mismo techo con Cristina. En ese sentido, Navarro dio un mensaje claro: “Hay que hablar con Cristina, con Massa y con Schiaretti, con dirigentes sindicales y empresarios”. Además, se reservó un ‘palito’ para el tigrense al aclarar que “no es un buen camino arrancar construyendo un frente diciendo quién no va a estar”.

“Hay que buscar convocar, tener ideas disruptivas que convoquen a mujeres y hombres que habitualmente no están vinculadas a la política. No se puede dejar la política, que es un instrumento muy noble, exclusivamente en manos de los políticos”, disparó Navarro, y graficó el escenario con una metáfora futbolera. “Ya vimos que con Messi solo no se sale campeón del mundo”, lanzó el dirigente social, en referencia directa a la expresidenta.

Hace algunos días, Navarro mantuvo una reunión con Cristina. En diálogo con Nada del Otro Mundo reveló que hacía dos años que no hablaban y que el encuentro tuvo un tono amable. “Hablamos de lo mismo que la última vez: de la necesidad de construir una unidad. Sólo que esta vez estuvimos de acuerdo”, deslizó con una fina ironía, con el recuerdo fresco del año pasado, cuando la actual senadora no quiso participar en internas con Florencio Randazzo, el candidato al que apoyaba el Evita.

Finalmente, Navarro vertió duros conceptos sobre el gobierno macrista. Opinó que “hay una crisis hace 50 años que no podemos resolver” dijo que en ese lapso hubo “gobiernos mejores, gobiernos peores y gobiernos horribles” y que “el gobierno de Macri es de lo peor que le pasó al país”. “Es el que más plata le sacó al pueblo argentino para dársela a los ricos, y no resolvió ni un solo problema”, concluyó.